Recogida de cajas automática

Los sistemas de preparación automática de cajas (ACP) de Vanderlande proporcionan las herramientas adecuadas para superar los métodos tradicionales de preparación de pedidos. Estas mejoras no solo benefician al centro de distribución, sino que también mejora la eficacia de los procesos de trabajo en las tiendas. El diseño del sistema ACP de Vanderlande está pensado para permitir la ampliación modular y garantizar la disponibilidad usando actividades paralelas.
Los niveles de servicio de un supermercado dependen en gran medida de la calidad y la velocidad de sus sistemas de reposición. Cuando la tienda hace un pedido de reposición desde el centro de distribución, es fundamental que las tarimas se construyan en la misma secuencia que las familias de productos ocupan en la tienda. Antes de comenzar, el software Load Forming Logic define un patrón de apilamiento óptimo, teniendo en cuenta esta secuencia. El software comprueba que los patrones de apilamiento son estables y tiene en cuenta el peso máximo que puede colocarse encima de cada producto.         
También forma tarimas estables que se llenan con un nivel máximo de eficacia para minimizar el coste del transporte. Las tarimas terminadas se envolverán y transportarán hasta las tiendas, donde no será necesario realizar tareas adicionales de clasificación y se podrán usar inmediatamente para reponer los estantes de productos.
El software Load Forming Logic (LFL) ofrece:
  • coeficientes óptimos de reposición;
  • costes de transporte reducidos;
  • una solución ecológica que necesita menos transporte;
  • reposición directa de los estantes;
  • experiencia del cliente mejorada;
  • reducción de costes en la tienda;
  • un centro de distribución compacto.
Tecnología robótica
En un centro de distribución automatizado, se emplea un robot para agarrar capas completas de producto de la tarima. Posteriormente, las capas se depositan en un sistema de transporte donde los productos individuales se orientan correctamente por medio de una serie de procesos. La manipulación segura en el sistema de almacenamiento se garantiza por medio de un sistema de medición en 3D que emplea tecnología láser.